Dom. Nov 28th, 2021
    Quien pinto la venus del espejo

    wikipedia

    Peter Paul Rubens presentó su Venus ante el espejo como el símbolo máximo de la belleza. Ella es consciente del espectador en un espejo que enmarca su rostro como un retrato. Se hace un gran juego con la reproducción sensual de su piel y su cabello sedoso, que se anima aún más por el contraste con la sirvienta de piel oscura. Los pocos y costosos accesorios, por lo demás complementos decorativos de la elaborada vestimenta, acentúan la desnudez de las figuras. Las cualidades sensuales del cuadro se deben al sutil enfoque pictórico de Rubens. El pintor alterna pinceladas esbozadas, dibujadas sobre el suelo como un velo transparente, con zonas compactas, pintadas con gran detalle. Una característica especialmente atractiva del cuadro es el contraste entre el encuentro de la diosa con el espectador, que parece producirse casi por casualidad, y la representación de su belleza, como si estuviera concebida para un espectador. El espejo que Cupido sostiene para la diosa revela un nivel adicional de significado: el reflejo de Venus, que revela su belleza al espectador, se convierte en un símbolo de la pintura que compite con la naturaleza para producir una imagen lo más real posible. Rubens se inspiró en las composiciones de Tiziano y Veronés que combinan a Venus con un espejo, y probablemente también ofreció esta posible interpretación.

    olimpia

    La pose de la Venus se asemeja a las estatuas clásicas de la Venus de’ Medici en Florencia o la Venus Capitolina en Roma, que Tiziano pudo haber visto cuando escribió que estaba «aprendiendo de las maravillosas piedras antiguas». Se dice que el cuadro celebra la belleza ideal de la forma femenina, o que es una crítica a la vanidad, o quizá ambas cosas[2]. Fue copiado por varios artistas posteriores, como Peter Paul Rubens y Anthony van Dyck[3].

    Tiziano pintó varios cuadros con el mismo tema, pero se cree que ésta es la primera y la única versión que es enteramente obra de Tiziano, sin añadidos de sus ayudantes. Permaneció en su casa hasta su muerte en 1576[3].

    Las radiografías del cuadro han revelado que Tiziano lo pintó sobre un retrato doble que había abandonado. Tiziano conservó el manto rojo de una de las figuras del cuadro abandonado y lo colocó bajo el brazo de Venus[4]. El uso del manto del cuadro anterior probablemente desempeñó un papel importante en la composición del nuevo cuadro[3].

    venus y cupido

    ¿Qué ves?  Venus mirándose en el espejo con dos Cupidos. Venus lleva algo de maquillaje, visible en sus mejillas sonrosadas y sus labios rojos. Vemos la parte superior del cuerpo de Venus. Cubre uno de sus pechos con el brazo izquierdo. La parte inferior de su cuerpo está cubierta por un grueso paño de terciopelo, decorado con hermosos bordados de oro y plata. El paño contrasta con su piel pálida. Lleva pendientes, dos pulseras y dos anillos. Venus se estudia en el espejo. Un Cupido sostiene el espejo frente a ella mientras el otro quiere ponerle una guirnalda en la cabeza como símbolo de amor.

    Antecedentes:  Tiziano pintó dos versiones bastante similares de Venus con espejo, pero una de ellas se considera perdida. La versión actual permaneció en el taller de Tiziano hasta su muerte y fue vendida en 1581 por su hijo Pompino a la familia Barbagio. Posiblemente, Tiziano no terminó el cuadro por completo, lo que explicaría que la obra siguiera en su estudio. En este caso, otra persona, tal vez el hijo de Tiziano, ha completado las últimas partes del cuadro antes de venderlo.

    rokeby venuspintura de diego velázquez

    Este cuadro, Venus con espejo, fue realizado por Tiziano hacia 1555. Según Carlo Ridolfi, Tiziano conservó este cuadro hasta su muerte en 1576[1] Al igual que en otras obras de Tiziano de esta época, identifica a la diosa con referencias a arquetipos clásicos bien conocidos, pero la presenta con ropas modernas y en un entorno actual. En el caso de Venecia con espejo, Tiziano la identifica con su postura; la posición de sus brazos y el giro de su cabeza evocan a la antigua Venus Pudica, que habría sido muy familiar para el veneciano medio. Sin embargo, la figura no puede ser identificada sólo por su postura. En última instancia, sólo los putti confirman la identidad de la mujer como Venus. Funcionan esencialmente en el cuadro como atrezzo vivo y como testigos del personaje[2].

    La mujer se muestra más modesta que otras Venus, ya que está cubierta con un manto de pieles que cubre su mitad inferior. El manto de pieles era en realidad un resto de un retrato anterior de un hombre que nunca se terminó, por lo que aporta tanto modestia como presencia masculina en un cuadro íntimo que, por lo demás, carece de masculinidad[3]. De nuevo, Tiziano representa a Venus de forma única para innovar y buscar constantemente el cumplimiento de su visión artística. Dado que el cuadro nunca se vendió, y las pruebas sugieren que Tiziano le tenía cariño, Venus con espejo es uno de los mejores ejemplos de cómo Tiziano utiliza referencias sutiles para evocar a la diosa por su propio bien. A menudo completaba cuadros sin tener un encargo y luego esperaba venderlos a sus mecenas, como Felipe II, pero en este caso se quedó en su estudio.

    Por admin

    Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Más información
    Privacidad